Formación Especializada en Seguridad, Protección y Emergencias

Cómo ser vigilante de seguridad

Cómo ser vigilante de seguridad

Cómo ser vigilante de seguridad: todo lo que necesitas saber

respuesta ante alarmas

¿Harta/harto de promesas para ser vigilante de seguridad sin contarte la letra pequeña? ¿Tienes dudas? Voy a intentar hacer un artículo para explicar, paso a paso, cómo llegar a poder trabajar de vigilante de seguridad, partiendo de cero.

Formas de acceso

Lo primero es aclarar  que, hoy por hoy, para ser vigilante de seguridad se puede llegar por dos caminos distintos, que tienes que elegir, y cada uno de ellos tiene sus pros y sus contras, son:

  • Realizar un curso obligatorio de preparación en un centro homologado (que te permitirá presentarte al examen) y aprobar los exámenes oficiales que se convocan anualmente por la Dirección General de la Policía (en 2016 ha habido 5 convocatorias)
  • Estudiar un certificado de profesionalidad en un centro homologado por el Servicio de Empleo (estatal o autonómico)

Requisitos previos

Al margen de la forma que elijas para acceder a la profesión, en ambos casos deberás cumplir una serie de requisitos previos sin los cuales no podrás acceder al certificado ni presentarte al examen oficial:

Requisitos generales (en todos los casos):

  • Tener la nacionalidad de alguno de los estados miembros de la Unión Europea o de algún país con quien España tenga un convenio internacional que lo permita.
  • Ser mayor de edad
  • Poseer la capacidad física y la aptitud psicológica necesarias para el ejercicio de las funciones.
  • Estar en posesión de la formación previa requerida:
    • Certificación expedida por un centro de formación de personal de seguridad privada
    • Certificado de profesionalidad de vigilancia y seguridad privada (en este caso no se exigirá la presentación a los exámenes oficiales.
  • Carecer de antecedentes penales por delitos dolosos
  • No haber sido sancionado en los dos o cuatro años anteriores por infracción grave o muy grave, respectivamente, en materia de seguridad privada
  • No haber sido separado del servicio en las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad o en las Fuerzas Armadas españolas o del país de su nacionalidad o procedencia en los dos años anteriores.
  • No haber sido condenado por intromisión ilegítima en el ámbito de protección del derecho al honor, a la intimidad personal y familiar o a la propia imagen, vulneración del secreto de las comunicaciones o de otros derechos fundamentales en los cinco años anteriores a la solicitud
  • Superar (excepto en el caso de tener el certificado de profesionalidad) las pruebas de comprobación que reglamentariamente establezca el Ministerio del Interior, que acrediten los conocimientos y la capacidad necesarios para el ejercicio de sus funciones.

Requisitos específicos

Además de los requisitos generales, el personal de seguridad privada habrá de reunir, para su habilitación, los requisitos específicos que reglamentariamente se determinen en atención a las funciones que haya que de desempeñar (esto se detallará en el reglamento de la ley, que todavía no está aprobado)

Pérdida de requisitos

La pérdida de alguno de los requisitos anteriores provocará la pérdida de la inscripción en el Registro Nacional (es decir, que no podrás trabajar en seguridad, si se da el caso, y durante el tiempo necesario)

Funcionarios y miembros de Fuerzas y Cuerpos de Seguridad

  • Los funcionarios públicos en activo podrán habilitarse, pero no ejercer funciones propias del personal de seguridad privada, excepto la de director de seguridad en el propio centro a que pertenezcan
  • Los miembros de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad podrán ejercer funciones propias del personal de seguridad privada cuando pasen a una situación administrativa distinta a la de servicio activo, siempre que en los dos años anteriores no hayan desempeñado funciones de control de las entidades, servicios o actuaciones de seguridad, vigilancia o investigación privadas, ni de su personal o medios

Habilitación obtenida fuera de España

Quienes hayan obtenido al habilitación o cualificación profesional en otro país (de los indicados antes) podrán prestar servicios en España, siempre que acrediten ante el Ministerio del Interior

  • que poseen la titulación o habilitación expedida por las autoridades competentes para ejercer en su país
  • que tienen los conocimientos, formación y aptitudes equivalentes a los exigidos en España (esto podrá suplirse por el reconocimiento de cualificaciones profesionales, cuando se detemine reglamentariamente)
  • que tienen conocimientos suficientes de lengua castellana
  • que cumplen lo previsto en los requisitos generales relativos a la edad, antecedentes, sanciones , separaciones del servicio o condenas

Elegir la vía de acceso: ¿Como quieres llegar a ser vigilante de seguridad?

Hasta la ley del 2014 solo había una manera de llegar a ser vigilante de seguridad, realizando un curso en un centro homologado y aprobando después el exámen oficial que convocaba el miniterio del Interior.

En cambio, la normativa actual prevé tres formas diferentes de acceso a la profesión:

  • clásica: curso de acceso en un centro homologado y posterior superación de las pruebas selectivas
  • certificado de profesionalidad: Superando alguno de los dos certificados de profesionalidad existentes
  • formación profesional reglada: todavía sin aprobar el ciclo formativo, pendiente de que ministerio de educación lo proponga

Vamos a ver más en detalle las dos formas actuales de llegar a ser vigilante de seguridad privada.

Curso preparatorio de 180 horas

Es la más conocida por ser la única hasta hace poco.

Realizar un curso de 180 horas de duración en un centro homologado.

Es la forma clásica de acceso, y por tanto la que más oferta encontrarás para alcanzar el objetivo de trabajar como vigilante de seguridad.

En esta web del sector de seguridad privada que va actualizando la Dirección General de la Policía te puedes descargarte un archivo con los centros homologados. A 31 de enero pasado tenías en Valencia 54 centros donde elegir hacer este curso.

Encontrarás centros de todo tipo, desde los que ofrecen todo el curso en presencial o los que puedes hacer la mitad de las horas online, o una combinación intermedia.

Nuestra propuesta con todos los detalles del curso: temarios, profesorado, programa, contenido académico, titulación, etc., lo puedes encontrar en la ficha del curso de acceso.

Inscribirse y superar las pruebas selectivas

Además de para acceder por primera vez a la profesión, para obtener alguna de las dos especialidades existentes (vigilante de explosivos o escolta privado) también hay que presentarse y superar las pruebas correspondientes (te vale todo lo que sigue para ello).

El ministerio del interior publica anualmente las convocatorias de exámenes, y detalla exhaustivamente todo lo necesario para poder presentarse y superarlas (aquí puedes ver las de 2016).

Aunque tienes toda la información en el enlace anterior, te resumo por encima en qué consiste esta fase para el año 2016:

  • 4 convocatorias durante el año
  • Proceso: presentar instancia (con el curso homologado aprobado), pagar tasas y presentarse a examen
  • 8 ciudades sedes de examen
  • pruebas de aptitud física
  • prueba de conocimientos teórico-prácticos

Certificados de profesionalidad

Esta vía de acceso a la profesión de vigilante de seguridad presenta importantes diferencias respecto a la forma clásica.

Se trata de formación con carácter oficial en todo el sistema educativo y formativo, y en la Comunidad Valenciana hay cuatro centros en los que puedes hacerlos, aunque el número de centros irá creciendo con el paso del tiempo. Puedes utilizar el buscador de especialidades formativas del Servicio Público de Empleo para encontrar información actualizada de los centros disponibles a la fecha que lo consultes.

La primera diferencia con la opción clásica es que son titulaciones oficiales (certificados de profesionalidad de nivel 2), emitidas por el ministerio de Empleo y con validez en toda Europa. Es decir, tener un título de vigilante de seguridad te sirve para trabajar en el sector, pero tener el certificado de profesionalidad te sirve, además de para eso, para tener un nivel de titulación dentro de una escala de conocimientos europea, aplicable a todas las profesiones.

La segunda diferencia es que de esta manera vas a tener siempre una de las dos especialidades junto con la formación básica, en función de la que elijas:

(Si clicas en alguna de ellas te llevará a la ficha donde se especifica en detalle la composición de los módulos formativos y las horas de cada uno de ellos).

La tercera diferencia importante respecto a la forma clásica: Vas a hacer prácticas en una empresa antes de tener el título, con lo que suben las posibilidades de que te contraten, primero en la propia empresa donde hagas las prácticas, pero también en otras empresas, porque ya tienes un mínimo de experiencia práctica en el trabajo.

En cuarto lugar, no tienes que presentarte a ninguna convocatoria de las que se explicaban en el apartado anterior para la forma clásica de acceso: Aprobar el certificado de profesionalidad tiene los mismos efectos que aprobar el curso de preparación y aprobar las pruebas oficiales, ya no tienes que ir a otro sitio a hacer nada más, en el mismo centro lo tienes todo.

Obtener la TIP

En este momento ya has superado las pruebas oficiales convocadas por el ministerio del Interior o bien ya has aprobado uno de los dos certificados de profesionalidad. El siguiente paso (y el final) es tramitar con la Policía Nacional la obtención de la Tarjeta de Identidad Profesional (TIP), presentando toda la documentación correspondiente (no te preocupes, te echamos una mano en todos los trámites que tengas que realizar)

Deja un comentario

PROGRAMACIÓN DE CURSOS

CURSOS ONLINE

Haz click en la siguiente imagen para acceder al campus virtual:
Scroll Up